La Clave Única de Registro de Población en la Reinserción Social

La Secretaría del Gobierno de México contempla un servicio de ayuda a la reinserción social para el ex privado de libertad, cuando un beneficio de prelibertad le es concedido o ha cumplido la pena impuesta por ley. Ofrecen asesoría y trámite en cuanto a áreas como capacitación e incorporación al mercado laboral, integración al sistema educativo regular de nivel medio y superior y/o cursos y talleres complementarios, atención médica integral, inscripción en programas de Desarrollo Social para acceder a beneficios y gestión y asesoría jurídica, mediante la cual se le pone a disposición orientación legal y las indicaciones para obtener documentos de identidad y otros similares, necesarios para realizar peticiones ante la Administración Pública.

La Clave Única de Registro de Población en la Reinserción Social

Una vez el ex reo se encuentra en situación de libertad o prelibertad, debe recuperar su identidad como condición legal primordial. Para poder realizar cualquier diligencia o cometido, por simple que sea, requiere de instrumentos que acrediten su identidad. Estadísticamente, los tres documentos que primero procesan los sujetos al salir de prisión son el Acta de Nacimiento, la Clave Única de Registro de Población CURP y la credencial de elector.

CURP, requisito indispensable para la vida extramuros

Como se ha podido observar, la clave CURP es requerida para casi todas las gestiones ante la Administración Pública, por lo que se hace indispensable la obtención de este código a los fines de una reinserción efectiva en la vida extramuros. Para poder optar incluso a ofertas de empleo, el CURP es lo primero que debe tener la persona. La inhabilitación temporal de algunos derechos civiles en la persona del privado de libertad mientras dure el cumplimiento de la pena, no merma el derecho a la identidad. Sin embargo, algunos procesos para obtener estos documentos son estrictamente presenciales y la reclusión supone, para la mayoría de los entendidos, que no hay necesidad de ellos puesto que su uso solo es indispensable en la vida extra-muro.

Como se ha dicho antes, el CURP es la constancia que mayor premura infunde al ex privado de libertad, ya que prácticamente se encuentra ligado a todas las gestiones públicas, por lo que los requerimientos mínimos  procedimentales públicos demandan su obtención inmediata.

Por otra parte, el Estado debe realizar, a través de los entes competentes, el control y seguimiento de los ex presidiarios que soliciten ayuda para la reinserción social, así como de aquellos que gozan de medidas de prelibertad, conocidas también como medidas alternativas del cumplimiento de la pena o probación, de acuerdo a la legislación de cada país.

Esta labor se hace un poco difícil porque la mayoría de los países latinoamericanos no cuentan con los recursos materiales y humanos para vigilar exhaustivamente la vida de los beneficiarios de medidas de prelibertad, por lo que muchos terminan evadiéndose, violando su estado condicional o recayendo en el delito. Sin embargo, en México, una de las ventajas de expedir la CURP es que se puede hacer seguimiento del ex reo a través de este sistema, el cual registra toda actividad realizada en instancias públicas que requieran la clave, así como el domicilio fiscal de la persona y su condición en el Registro Civil, entre otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *